Sabías qué…

Un consejo muy útil que se puede poner en práctica todos los días es: al llegar a casa luego de un largo día de trabajo, tratar de colocar los pies en alto contra la pared o con la ayuda de una silla, por lo menos durante diez minutos, enseguida se pueden masajear con aceite de coco. Este masaje se debe hacer con movimientos circulares desde la punta de los pies hasta la parte alta de las piernas.

Al poner las piernas en alto cambiamos el eje postural y favorecemos la descongestión de los fluidos y un correcto retorno venoso que suele verse dificultado por la gravedad. ¿Por qué necesitamos elevar las piernas?
Poner las piernas en alto es un ejercicio que puede aportar múltiples beneficios a nuestro cuerpo. Además, es muy sencillo y solo necesitarás reservar 20 minutos de tu tiempo al día para realizarlo.
Nuestro corazón realiza un gran esfuerzo para que la circulación sanguínea llegue con fuerza a cada una de nuestras extremidades.
Si padeces insuficiencia venosa crónica (IVC), sabrás que algunos de sus síntomas son la aparición de varices, calambres o la sensación de piernas cansadas, entre otros. Por eso, un consejo que siempre nos dan para mejorar los síntomas es elevar las piernas durante unos minutos al día por encima del corazón.
Por otro lado, si nuestro trabajo o las actividades rutinarias requieren que estemos muchas horas en pie o en la misma postura, no está de más probar estos sencillos ejercicios que darán un descanso a nuestras piernas y mejorarán su circulación.

Puedes masajear con el guante de silicona Almadina para mejorar la salud y la apariencia de tu piel. Ingresa y compra seguro

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Abrir chat
Hola, Bienvenid@ a Almadina, como te podemos asesorar?